Contactanos

Sociedad

San Isidro: Se habilitó un teléfono de contacto las 24 horas para ayuda por violencia de genero

Publicado hace

Quienes necesiten ayuda pueden llamar o mandar WhatsApp al 1531638969, la línea que la Dirección de la Mujer y Políticas de Género habilitó para ayudar a mujeres que sufren abusos y maltrato doméstico.

La Dirección de la Mujer y Políticas de Género del Municipio de San Isidro habilitó una línea telefónica de urgencias para asistir a mujeres y prevenir la violencia de género, reforzando el trabajo en épocas de cuarentena.

Quienes necesiten ayuda pueden llamar o mandar WhatsApp al 1531638969 las 24 horas, donde un grupo de especialistas responde inquietudes y brinda asistencia en aspectos psicológicos y sociales, y realiza asesoramiento legal sobre cómo hacer denuncias vía web.

“Con el aislamiento social, hay varios casos en que lamentablemente el agresor está en convivencia con la víctima, por eso agregamos el servicio de WhatsApp, para contener vía mensaje por si no pueden hablar por teléfono. Tenemos un equipo de 24 horas de disponibilidad atrás de cada llamada”, afirmó Carolina Cricenti, directora de la Dirección de la Mujer y Políticas de Género de San Isidro.   

También explicó que en caso de requerirse la intervención en el domicilio, se cuenta con un equipo de guardia que concurrirá al mismo evitando el contacto directo con las mujeres. 

Actualmente se han entregado 20 botones antipánico, con el objetivo de que la mujer que lo tiene no acrecenté su miedo. En caso de accionarlo, cuatro psicólogos y un abogado abordan al agresor.

La Dirección de la Mujer ofrece un servicio de consulta, acompañamiento y terapia en temas que afectan a la violencia doméstica, el maltrato y abusos, derechos de la salud y delitos contra la integridad sexual de la mujer. Actualmente los encuentros se llevan a cabo de forma online a través de la plataforma Zoom.

Además trabaja en forma coordinada con la Dirección de Niñez, Adolescencia y Familia del Municipio, el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires, la Mesa Local de Prevención y Atención a la Violencia de Género de San Isidro e instituciones gubernamentales y ONG de distintas áreas. 

Durante las 24 horas, las mujeres también pueden enviar un mail a mujerygenero@sanisidro.gov.ar, o contactarse por las redes sociales: 

Facebook; Direccion de la Mujer SI

Instagram: mujerygenerosi

Twitter mujerygenerosi

Sociedad

Ministerio de Salud y Astillero Rio Santiago reparan camas y acondicionan hospitales en plena pandemia de coronavirus

Publicado hace

El Ministerio de Salud de la Provincia trabaja de manera articulada con el Astillero Rio Santiago para reparar camas que estaban en estado de abandono y hacer arreglos en hospitales bonaerenses para adaptarlos a las necesidades que plantea la pandemia de Coronavirus. Ya se realizaron tareas en los hospitales provinciales de La Plata, Sor Maria Ludovica, San Martín, Rodolfo Rossi, en el Instituto Provincial de Hemoterapia y en el Instituto de Biotecnología y Biología Molecular.

“Gran parte de la respuesta que pudo dar el sistema de Salud de la Provincia de Buenos Aires, fundamentalmente los hospitales frente a esta Pandemia, tuvo que ver con el trabajo articulado con otros organismos del Estado”, destacó el director provincial de hospitales, Juan Riera. 

También el director provincial explicó que “nos permitió re adecuarnos, reparar, construir y crear dispositivos específicos para mejorar el acceso de las personas y evitar la transmisión horizontal del virus a través de elementos de barrera. Esta coordinación entre el Ministerio de Salud y el Astillero Río Santiago nos permite seguir dando esta dura batalla que estamos llevando adelante con la pandemia COVID 19. 

Por su parte, el presidente del Astillero Río Santiago, Ariel Basteiro, dijo que “en ese contexto, el Astillero Rio Santiago mostró desde el primer día que se declaró la emergencia y el aislamiento como medida preventiva, una actitud colaborativa. Y fue más fácil entonces, poner a disposición la capacidad con la que se cuenta en esta planta naval, y cuando surgieron necesidades desde distintos organismos que necesitaban fortalecer su estructuras edilicias como los distintos centros de salud ahí estuvimos realizando tareas de refacción y mantenimiento”.

Por último, Basteiro remarcó que “nosotros tenemos claro que durante este tiempo de pandemia, casi toda nuestra gestión se está dando en este contexto -nosotros asumimos el pasado 2 de enero- nos hemos abocado a colaborar en reconstruir el Estado, que había sido destruido por el neoliberalismo.  De cara a los próximos meses y de forma progresiva vamos poniendo en marcha otros sectores de producción naval para intentar volver a una nueva normalidad.”

En el hospital provincial “Rossi” de La Plata, los trabajadores y trabajadoras del Astillero Rio Santiago desmontaron estructuras de acero inoxidable del Buffet, para reacondicionar el espacio en donde ahora funcionan nuevas oficinas y con ese acero realizaron las tarimas de la guardia y shock room. También reciclaron camas que estaban abandonadas hace años en el hospital para instalarlas en el Centro de Aislamiento Hospitalario de Ensenada. En el “San Martin” se acondicionó una mampara de la Unidad de Terapia Intensiva para pacientes con Coronavirus y se realizaron seis camillas de traslado y seis mesas para el quirófano. 

Para el Instituto de Hemoterapia. desde Astilleros repararon dos destiladores y hay otro más que está en proceso de reparación. Estos artefactos generan agua destilada para el correcto funcionamiento de los equipos del Laboratorio. En tanto, para el hospital “Ludovica” próximamente serán entregadas camas, camillas y sillas de ruedas reparadas por los propios trabajadores del principal astillero del país. Además de reparar cápsulas para el traslado de pacientes con Covid. También los operarios realizaron trabajos en las garitas para los cuidadores del hospital, en la posta de Bronquiolitis, y arreglos en guardia y triage.

continuar leyendo

Sociedad

Coronavirus: El gobierno asegura que tras las reuniones sociales se originó un número importante de casos

Publicado hace

La secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, explicó hoy durante el reporte diario sobre el nuevo coronavirus que, en las distintas jurisdicciones, las investigaciones epidemiológicas suelen identificar alguna reunión familiar o social tras el origen de un número importante de casos.

“Es por eso que en los próximos 15 días se restringen los eventos sociales y familiares en espacios cerrados y domicilios, independientemente del número de concurrentes, salvo los convivientes”, sostuvo Vizzotti en base al decreto que se publicó ayer. “Lo mismo sucede en los ámbitos de trabajo, por eso este decreto también restringe esos encuentros y requiere que los empleadores arbitren las medidas para que se puedan escalonar los turnos en los momentos de descanso y las comidas para minimizar la transmisión”, agregó.

En este sentido es fundamental mantener las medidas de prevención individuales como el uso de barbijo casero (que cubra nariz, boca y mentón); la distancia física de dos metros entre personas; el lavado frecuente de manos y la limpieza de superficies y objetos. También es importante consultar de inmediato al sistema de salud ante la presencia de síntomas como fiebre, tos, dolor de garganta, dificultad para respirar y pérdida súbita del sentido del olfato y del gusto, cefalea, diarrea y/o vómitos y evitar el contacto con otras personas hasta tener el diagnóstico.

Por su parte, el subsecretario de Estrategias Sanitarias, Alejandro Costa, informó que a nivel nacional son 201.919 los casos totales confirmados y 3.667 los fallecidos, por lo que la tasa de letalidad es del 1,8 por ciento. En la actualidad hay 1.122 personas internadas en terapia intensiva y 91.302 recuperadas. La cantidad de tests realizados por PCR son 747.907 y el porcentaje de positividad promedio es de 32%.

Además, el porcentaje de ocupación general de camas de terapia intensiva en el país es de 55,5 % y el de AMBA es de 65,2 %.

continuar leyendo

Sociedad

Investigadora del CONICET en colaboración con otros científicos advierte sobre los contagios de Coronavirus en el interior de las viviendas

Publicado hace

Frente a la situación de confinamiento como única medida conocida para contener el avance del COVID-19, un grupo de investigadores de España, Colombia y Argentina confeccionó un informe que advierte sobre el riesgo de contagio residencial.

La pregunta que funcionó como motor de la investigación en demografía residencial, fue si en tiempos de pandemia la vivienda protege a los mayores en América Latina. Mariana Marcos, investigadora del CONICET y de la UBA, Juan A. Módenes, investigador del Centre d’Estudis Demogràfics y Departamento de Geografía, Universitat Autònoma de Barcelona y Diva Marcela García, investigadora de la Pontificia Universidad Javeriana y la Universidad Externado de Colombia, se propusieron dar respuesta en un estudio comparativo entre Argentina, Colombia y España.

El informe, que se publicó en la edición de junio de la revista Perspectives Demográfiques del Centro de Estudios Demográficos de la Universidad Autónoma de Barcelona, recurre a encuestas sociodemográficas realizadas en los países analizados. Así, el estudio internacional sostiene que, si de viviendas se trata, en España y en otros países del continente europeo, el COVID-19 afectó en mayor medida a los adultos de más de 65 años residentes en instituciones geriátricas, mientras que en América Latina los mayores viven en menor frecuencia en este tipo de instituciones, pero suelen corresidir en estructuras familiares complejas. En estos hogares también es habitual el contacto intergeneracional.

Condiciones residenciales como las que son usuales en América Latina, indica el estudio, generan oportunidades de contagio en el interior de las propias residencias: “Hay un grupo de contagios que se produce en casa, cuando algún miembro del hogar se enferma afuera y luego lleva el virus a su vivienda”, sostiene Mariana Marcos, investigadora adjunta del CONICET en el Instituto de Investigación “Gino Germani”(UBA). La científica sostiene que la situación se agrava cuanto mayor sea el número de personas que convivan en la vivienda, porque multiplican las oportunidades de contagio. Esto es lo que los investigadores concuerdan en llamar el riesgo residencial.

Para medir la protección ofrecida por las viviendas para los adultos mayores, uno de los grupos más vulnerables, los científicos desarrollaron un cálculo en función de la conformación del hogar, las condiciones de la vivienda y la probabilidad de que algunos de los corresidentes tenga que trabajar y no pueda hacerlo en la modalidad teletrabajo. El resultado será la medida del riesgo doméstico.

El análisis publicado arroja que en Colombia el 67 por ciento de las personas mayores comparten la vivienda con alguien más que su pareja y el 52 por ciento se encuentra en una vivienda con altas probabilidades de que alguien tenga que trabajar fuera del hogar. Además, el 14.6 por ciento de los mayores colombianos padece condiciones de hacinamiento o déficit de servicio de agua.

En Argentina la situación es más moderada: el 43 por ciento de los mayores comparte la vivienda con personas que no son su pareja y el 35 por ciento convive con alguien que podría trabajar fuera de casa. Existe hacinamiento o falta de agua corriente en el 5 por ciento de los casos argentinos. España se ubica en el polo opuesto: casi dos tercios de los mayores viven solos o con su pareja y el 75 por ciento reside en una vivienda donde nadie trabaja.

La combinatoria de estos datos muestra que el 51 por ciento de los mayores de 65 años que residen en Colombia se encuentran expuestos a un riesgo residencial alto. En Argentina la cifra desciende al 35 por ciento, mientras que en España se encuentran bajo un alto riesgo en un 19 por ciento.

Frente a lo expuesto los investigadores afirman que tener en cuenta cómo son las viviendas en América Latina y los grupos domésticos que las habitan, es fundamental para gestionar el aislamiento social preventivo.

El riesgo en América Latina

América Latina presenta una realidad diferente a la de Europa, en muchos lugares las condiciones residenciales no son las adecuadas para garantizar el resguardo frente a la pandemia. El hacinamiento, la falta de agua, la convivencia intergeneracional y la menor posibilidad de realizar teletrabajo, contribuyen al aumento en las cifras del riesgo residencial para los adultos mayores. Marcos sostiene que la pandemia pone en evidencia grandes deudas que tenemos como sociedad. “La vivienda es una de ellas y no protege a todos por igual”.

Los investigadores acuerdan en aseverar que las pautas complejas de corresidencia están asociadas a situaciones laborales del hogar más precarias, a mayores dificultades para minimizar el contacto social y continuar con las pautas de higiene. Los números son determinantes: en Colombia viven en alto riesgo residencial 2 millones de personas de más de 65 años, en Argentina se estima 1.8 millones y en España la cifra alcanza los 1.7 millones.

Sin embargo, Marcos afirma que: “En la medida en que no haya como prevenir la enfermedad o como curar a las personas una vez enfermas, la única respuesta es evitar el contacto de las personas entre sí por lo que no existe una alternativa al confinamiento”. Y agrega: “las situaciones que reflejan el estudio arrojan una luz de alerta sobre las posibles aperturas que podrían realizarse a futuro en el caso latinoamericano, puesto que las condiciones residenciales de la población son muy distintas a las del continente europeo”.

Los autores del trabajo publicado señalan el potencial del método para medir el riesgo residencial e identificar de poblaciones y escenarios geográficos particularmente afectados. Además, confían en que los datos servirán para la confección de políticas públicas “que tengan en cuenta la realidad de la especificidad de nuestro país latinoamericano”, concluye Marcos.

continuar leyendo

Destacado

This site is protected by wp-copyrightpro.com