Contactanos

Sociedad

El 35% de los mayores en el país no pueden protegerse de la COVID-19 en sus viviendas

Publicado hace

Para muchos adultos mayores que viven en Argentina, el confinamiento en los hogares no implica necesariamente poder resguardarse del nuevo coronavirus. De acuerdo al estudio Covid-19: ¿la vivienda protege a los mayores en América Latina? Argentina y Colombia comparadas con España, en el que participó la docente e investigadora de la Universidad Nacional de Tres de Febrero (UNTREF), Mariana Marcos, el 35% de las personas de 65 años y más en nuestro país tienen mayores posibilidades de contraer el virus por sus condiciones residenciales. 

El estudio, publicado en la revista Perspectives Demogràfiques de España, fue realizado en conjunto con Juan Módenes, de la Universitat Autònoma de Barcelona, y Diva Marcela García, de la Pontificia Universidad Javeriana de Colombia. 

La investigación, como explicó Marcos, determinó que en América Latina los adultos mayores están más expuestos a enfermarse de covid-19 que en Europa por factores asociados a la vivienda y a la composición de los hogares. Según el estudio, en los países de la región es mucho más frecuente encontrar a personas mayores que no viven solas, que trabajan o que viven con personas más jóvenes que no pueden teletrabajar. Estas situaciones se ven agravadas por el hacinamiento y la falta de servicio de agua de red.

“La sumatoria de estas cuestiones –el riesgo vinculado al tipo de hogar, a la calidad de la vivienda y al tipo de trabajo que realizan las personas– es lo que llamamos riesgo residencial”, definió la especialista.

De acuerdo a la investigación, solo el 19% de los mayores en España tienen riesgo residencial alto, mientras que en Colombia la proporción trepa al 51%. 

En el otro extremo, se detectó que el 21% de los adultos mayores en Colombia tienen riesgo residencial bajo, siendo esa proporción del 42% en Argentina y del 62% en España. En este caso se trata de personas de 65 años y más que viven solas o con su pareja y que no están expuestas a generaciones más jóvenes que se mueven fuera de la vivienda. Ni ellos ni sus parejas trabajan, no padecen el hacinamiento y disponen de agua potable.  

Marcos, que se desempeña como docente de la Licenciatura en Geografía y la Maestría en Generación y Análisis de la Información Estadística, profundizó en el caso de Argentina y dijo que las condiciones de la vivienda solo aportan un 5% de riesgo residencial alto, agregando que el problema más extendido es el que se deriva del tipo de hogar y del trabajo que realizan las personas que lo componen. El 43% de esos adultos mayores vive con personas más jóvenes, y el 36% de quienes viven en esos hogares se dedican a trabajos que no pueden hacer desde sus casas. 

Además, la experta remarcó que la investigación desnuda los problemas estructurales de la región. “Un rasgo distintivo de nuestro país y de Latinoamérica es la informalidad. Resulta muy difícil proteger a los adultos mayores dándoles una licencia –en el caso de que trabajen– si el 40 o 50% de la población está dentro de la informalidad laboral. Pero también existe la informalidad en la tenencia de la vivienda. La falta de acceso a una vivienda digna es un problema de muy larga data”, continúo la investigadora de la UNTREF y del CONICET.

Por último, aseguró que en nuestro país el territorio más afectado es el Área Metropolitana de Buenos Aires, donde reside el 40% de los adultos mayores del país y existen profundas desigualdades.

“Tenemos ese porcentaje de adultos mayores que aunque les digamos que no salgan siguen corriendo el riesgo de que el virus entre en sus casas a través de alguna otra persona que vive con ellos, o porque ellos mismos se ven forzados a salir por falta de espacio o por necesidad de trabajar. La mayor concentración está en las villas, en los asentamientos y en los inquilinatos del centro de la Ciudad de Buenos Aires; es ahí donde han surgido estos focos”, concluyó. 

Sociedad

La enfermedad cardiovascular constituye la principal causa de muerte de mujeres en Argentina

Publicado hace

En Argentina, según datos del Ministerio de Salud de la Nación, unas 48.600 mujeres fallecen al año de enfermedades cardiovasculares. Las afecciones cardiovasculares son la primera causa de muerte en mujeres mayores de 60 años en nuestro país, una de cada tres mujeres muere debido a un infarto o una accidente cerebrovascular.

 

La doctora Analía Aquieri, médica de la División Cardiología del Hospital de Clínicas cuenta que «si bien durante muchos años se creyó que las afecciones oncológicas como el cáncer de mama o de útero eran la principal causa de muerte en mujeres, la realidad es que mueren casi 50 mil mujeres al año por enfermedades cardiovasculares mientras que unas 6 mil fallecen por cáncer de mama. Esto significa que una de cada tres mujeres fallece por infartos o accidentes cerebrovasculares mientras que por enfermedades oncológicas lo hace una de cada ocho».

 

“Las mujeres mueren más de infartos y accidentes cerebrovasculares que a causa de cánceres ginecológicos, superando en algunas etapas de la vida al hombre en mortalidad por dicha causa en la actualidad. Si bien la mujer se encuentra protegida por sus hormonas en su periodo fértil, al entrar en la menopausia se pierde dicha protección y el riesgo cardiovascular comienza a aumentar marcadamente. Dicho aumento es más notorio si la mujer ha sufrido hipertensión durante el embarazo, diabetes gestacional o de haber recibido tratamiento oncológico por cáncer de mama”, afirma Analia Aquieri..

 

 “Hay que tener en cuenta que los síntomas de un infarto en la mujer pueden no ser tan característicos como sucede en el hombre. Los síntomas de la mujer son también el cansancio , falta de aire, debilidad generalizada o malestar abdominal como algunas de las manifestaciones `no convencionales` que presente el episodio cardiovascular en las mujeres”, alerta Aquieri.

 

Los principales factores de riesgo cardiovascular son la presión alta, el colesterol alto, el tabaquismo que constituye una gran amenaza, el sobrepeso acompañado de sedentarismo y la diabetes. “Todos estos factores inciden en la salud de las mujeres y de cualquier persona. Por eso es importante realizar controles preventivos ya que por mucho tiempo la mujer y la sociedad creyeron que la enfermedad cardiovascular se le atribuía sólo al hombre” sostiene Aquieri.

 

Es fundamental trabajar en la difusión de este gran problema, enseñarle a la mujer los cuidados necesarios que debe tener, para lograr una adecuada prevención. Dicha prevención es necesaria realizarla desde edades tempranas de la mujer, no más allá de la tercera o cuarta década de vida, para lograr resultados exitosos.

 

Tips para prevenir estos episodios:

 

1 – Realizar ejercicios aeróbicos al menos cuatro veces por semana durante 30   minutos de intensidad moderada.

 

2 – Agregar a nuestra dieta frutas y vegetales bajando el consumo de sal y carnes rojas

 

3 – Se recomienda no fumar

 

4 – Implementar técnicas de relajación como el Yoga

 

5 – Conocer y controlar tus numeros (peso, presión arterial, colesterol y glucemia)

 

 

continuar leyendo

Sociedad

La Matanza: Gastronómicos cortaron la rotonda de San Justo porque no los dejan abrir sus negocios

Publicado hace

La semana pasada, empleados y dueños de bares y restaurantes de La Matanza se habían convocado a las puertas del municipio para reclamar que acepte el protocolo sanitario que presentaron para poder abrir sus negocios.

Tras varias reuniones, la última se llevó a cabo el dia de hoy donde tampoco llegaron a un acuerdo, por lo cual se movilizaron hasta la rotonda de San Justo para cortar los accesos de la ruta 3.

«No me acostumbro a esto, pero vamos a luchar para poder abrir porque no damos más, las deudas son de a montones y encima en los distritos vecinos los dejan abrir, y a nosotros no porque «cuestiones sanitarias» no se que tiene que ver si en Ramos Mejía se cruzan de vereda y ya están en Morón donde se permite la apertura, es discriminativo también esto», declaró Diego, dueño de un local gastronómico.

No obstante, ante la negativa prometen mas medidas en protesta para seguir con el pedido de las aperturas. 

 

 

continuar leyendo

Sociedad

Lanza la campaña de promoción de la salud cardiovascular

Publicado hace

El Ministerio de Salud de la Nación, la Sociedad Argentina de Cardiología (SAC), la Fundación Cardiológica Argentina (FCA) y la Federación Argentina de Cardiología (FAC) lanzan una campaña de promoción de la salud cardiovascular que se extenderá entre el martes 29 de septiembre, Día del Corazón, al 6 de octubre y consistirá en la difusión de mensajes claves para el cuidado de la población.

La campaña consistirá en la difusión de mensajes claves sobre enfermedad coronaria, hipertensión arterial, vacunación, salud emocional, corazón y mujer, actividad física, diabetes, obesidad, tabaquismo, alimentación y adherencia al tratamiento por parte de referentes de cada temática a través de las redes sociales y medios de comunicación.

 

En Argentina, las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte por lo que uno de cada tres hombres y mujeres muere por causas cardiovasculares. La manifestación más temida es el infarto de miocardio cuyo síntoma frecuente es el dolor de pecho, al cual se le puede sumar: falta de aire, sudoración, náuseas y/o vómitos y palpitaciones.

 

Algunos hábitos y cuidados que favorecen la salud cardiovascular son la actividad física, con al menos 30 minutos diarios; no fumar; el control de la presión arterial y de la glucemia; alimentarse de manera saludable; evitar el sobrepeso; y recurrir a estrategias para el manejo del estrés como tener pausas de al menos dos minutos durante el día y poner la atención en la respiración, meditar al menos cinco minutos al día, o realizar una actividad (como lavarse los dientes, las manos, bañarse) muy lentamente y con foco en la acción con el fin de calmar la ansiedad.

 

Ante la aparición de dolor en el pecho, es fundamental la consulta al médico incluso durante la pandemia de COVID-19 ya que los centros de salud están preparados y con áreas separadas de atención de personas con síntomas respiratorios de aquellas que presentan otros tipos de síntomas.

 

Por otro lado, las enfermedades crónicas como la hipertensión arterial, la coronaria y la diabetes requieren de tratamiento continuo, por lo cual es necesario continuar con el mismo.

 

continuar leyendo

Destacado

This site is protected by wp-copyrightpro.com