Recomiendan no consumir alimentos preparados que estén exhibidos a “temperatura ambiente”

, Sociedad

Tras el caso de intoxicación por salmonella, especialistas detallaron las medidas de seguridad para alimentos preparados.

 Alimentos como un sandwich o una tarta que se exhiben a temperatura ambiente no son recomendables para consumir, en especial en verano, debido a que el calor provoca un aumento en la proliferación de virus y bacterias, según especialistas.

“Hay productos como sandwich o tartas que tienen quesos, los que durante el verano requieren refrigeración porque a determinadas temperaturas se generan ambientes propicios para la proliferación de virus y bacterias y uno desconoce el tiempo que el producto se encuentra exhibido en un local”, dijo a Télam la licenciada Micaela Cusato, del Departamento de Alimentación y Dietética del Hospital de Clínicas.

Las advertencias siguieron a la información sobre la intoxicación de al menos 80 personas en una sandwichería en el centro porteño, que ya había recibido intimaciones por irregularidades en 2015 y en 2017 de parte de la Dirección General de Higiene y Seguridad Alimentaria (Dghsa) de la ciudad de Buenos Aires.

Las advertencias

Algunos puntos a tener en cuenta, sobre todo en el verano:

• A la hora de comprar alimentos es importante verificar que el local se encuentre debidamente habilitado, que quien expende o manipula el alimento cuente con los elementos correspondientes (guantes, cofia), y que la misma persona que sirve la comida no maneje el dinero.

• En el hogar: “La contaminación cruzada es muy frecuente y sucede cuando los virus y bacterias de los alimentos crudos traspasan a los ya cocidos, esto puede pasar porque no nos lavamos bien las manos o bien porque usamos el mismo cuchillo para cortar una alimento y otro”, describió la licenciada Cusato.

• Tomas Schonamsgruber, responsable de la Dirección General Higiene y Seguridad Alimentaria (Dghsa) de la Agencia Gubernamental de Control (AGC) porteña, sostuvo que “lo ideal es consumir alimentos que estén refrigerados, a menos de 5 grados o a más de 65 grados, es decir, cocidos y recién salidos de la cocción”.

• Desde el Ministerio de Salud de Nación recomiendan “no comprar huevos que tengan su cáscara rota o sucia, ni panificados que se manipulen sin guante, ni carne picada que no sea procesada en el momento”. A la hora de su manipulación, la cartera sugirió no mezclar alimentos crudos y cocidos, guardar en heladera y tapados aquellos que no van a ser sometidos al calor antes de ser ingeridos para evitar que se contaminen con otros productos, y lavar las verduras y las frutas antes de ubicarlas en la heladera. Además indicó “no cocinar verduras sin haberlas lavado previamente porque la cocción puede destruir la contaminación microbiana presente pero no los contaminantes químicos (pesticidas, fertilizantes)”.

• Si no se posee agua de red controlada, advierten que debe hervirse antes de usarla pero no en forma prolongada ya que el calentamiento eliminará, por un lado, los microorganismos presentes, pero también concentrará algunas sales que podrían resultar dañinas para la salud.

Deja un comentario